Set de mascarillas Peter Thomas Roth Mini Mask Magic

mascarillas Peter Thomas Roth

Set de mini-mascarillas Peter Thomas Roth

Fue ver este pack de mini-botes de mascarillas Peter Thomas Roth de oferta en Sephora, y echarle el guante: éste formato está mandado a hacer para mí, que además de ser compromiso-fóbica y fan de las minitallas, uso mascarillas de Pascuas a Ramos.

Dejando aparte mis mascarillas de arcilla limpiaporos, las raras veces que me pongo estos tratamientos es más por la experiencia “spa” (y algo de superstición, lo admito) que por otra cosa. Por lo general, soy más creyente en los beneficios de una rutina diaria que en un producto que te aplicas, como mucho-mucho, dos o tres veces a la semana (y yo las más de las veces, ni eso).

mascarillas Peter Thomas RothLa marca

Para quienes lleguéis nuevas, Peter Thomas Roth, el fundador de la marca que lleva su nombre, comenzó su andadura creando una línea de productos destinados a combatir el acné, que con el tiempo fue ampliando a más opciones de cosmética de alta gama, con un concepto clínico-dermocosmético.

Al parecer, este buen señor y sus productos son habituales del famoso canal-teletienda QVC, algo que para mí, que le tengo bastante fobia a los infomercials y la mentalidad que les rodea, no es la mejor carta de presentación así de buenas a primeras… sin embargo, es innegable que tiene bastante reconocimiento entre muchas adeptas a la dermocosmética, y supongo que por algo será… es por eso que esta marca, que al principio no me decía nada, cada vez me está dando más curiosidad.

Mascarilla pepino Peter Thomas Roth

Mascarilla gel de pepino Peter Thomas Roth

Mascarilla de pepino en gel Extreme Detoxifier Hydrator

El primero que probé es este gel de color verde, que en el botecito pone que está indicado para hidratar, refrescar y calmar pieles resecas o irritadas.

Bien, dejando aparte lo del rollo “detox”, que todas sabemos que es una tontá de esas que a las marcas tanto les gusta anunciar (de desintoxicar ya se encargan nuestros riñones e hígado, nunca un potingue ni el superalimento de moda esta temporada), esta mascarilla no me convencía demasiado al principio, más que nada por los extractos cítricos que tiene (limón y naranja, por detrás de los otros que pone en la lista)… pero tras unos cuantos usos acabó por hacerse querer.

Para empezar, el producto cunde bastante: incluso aplicando una capa generosa de mascarilla, el botecito dura un montón; yo lo compré en verano, y me ha durado hasta bien entrado octubre, usándolo con relativa frecuencia.

Mascarilla pepino Peter Thomas Roth

Aqua, Propylene Glycol, Cucumis Sativus Extract, Carica Papaya Fruit Extract, Ananas Sativus Extract, Aloe Barbadensis Leaf Juice, Vaccinum Myrtillus Fruit Extract, Acer Saccharum Officinarum Extract, Acer Sacharum Extract, Chamomila Recutita Oil, Citrus Medica Limonum Extract, Citrus Aurantium Dulcis Extract, Glycerin, Sodium PCA, Allantoin, Disodium EDTA, Sodium Polyacrylate, Triethanolamine, Carbomer, Polysorbate 20, Diazolidinyl Urea, Methylparaben, Propylparaben, Yellow 5 (CI 19149), Blue 1 (CI 42090). Ver análisis en CosDNA.

Además, lo de hidratar y refrescar la piel lo cumple: tras unos 10-15 minutos de ponerme una buena capa, mi piel ya se ha bebido la mayor parte; los rastros que queden se aclaran con agua limpia, y la piel se queda bastante fresca, elástica y con buena sensación. Me ha gustado mucho, sobre todo para cuidar de la piel algo castigada por el uso de activos y el cambio de estación.

mascarilla de rosas Peter Thomas Roth

Mascarilla de rosas Peter Thomas Roth

Mascarilla de rosas con células madre Bio-Repair Gel Mask

Vaya por delante el hecho de que a mí esto de meter células madre en cosméticos, o cualquier tratamiento tópico, me parece pseudo-ciencia y paparruchas de marketing.

Hasta donde alcanza mi entendimiento lego de estas cosas, y poniendo el caso de que esto realmente funcionara, tendría más sentido que las células madre empleadas fueran las de, no sé, Monica Bellucci, o Jordi Hurtado, ya que las células madre de las plantas, o de cualquier organismo no-humano que poco tiene que ver con el nuestro (y que en todo caso no llegan vivas al envase de producto), pues como que no sirven para este propósito.

Pero bueno, la mascarilla es un gel a base de extractos de rosas, un elemento que a mí en general me atrae bastante; no obstante, no huele a rosas: la mascarilla de pepino tiene un aroma neutro y leve, y ésta tiene un aroma un pelín más marcado, pero para nada huele a rosa “viejuna” (ni a rosa de ningún tipo en especial).

mascarilla rosa Peter Thomas Roth

Aqua, Butylene Glycol, PEG-40 Hydrogenated Castor Oil, Trideceth-9, Triethanolamine, Carbomer, Rosa Centifolia Leaf Cell Extract, Rosa Canina Fruit Extract, Rosa Damascena Flower Oil, Rosa Centifolia Flower Water, Commiphora Myrrha Leaf Cell Extract, Adenium Obesum Leaf Cell Extract, Leuconostoc/Radish Root Ferment Filtrate, Glycerin, Allantoin, Aloe Barbadensis Leaf Juice, BHT, Sodium PCA, Propylene Glycol, PPG-26 Buteth-26, Butyl Methoxydibenzoylmethane, Ethylhexyl Methoxycinnamate, Ethylhexyl Salicylate, Potassium Sorbate, Sodium Benzoate, Disodium EDTA, Phenoxyethanol, Red 33 (CI 17200). Ver análisis en CosDNA.

Por lo demás, en mi experiencia hace lo mismo que la mascarilla anterior: en principio esta está recomendada para mejorar la apariencia de arrugas y líneas de expresión, además de hidratar y reparar; milagros no hace, como es de esperar, pero sí deja la piel bien hidratada y tersa, y al igual que la otra, es muy agradable como tratamiento hidratante, sin dejar la piel con sensación grasa o pegajosa.

mascarilla calabaza Peter Thomas Roth

Mascarilla enzimática de calabaza Peter Thomas Roth.

Mascarilla exfoliante de calabaza Enzymatic Dermal Resurfacer

De los tres productos del pack, éste era el que más me apetecía probar, y al final es el que menos me ha impactado de los tres, posiblemente porque me esperaba más.

De entrada, el olor a pastel de calabaza y especias es una delicia, así que por lo menos esa parte de la “experiencia spa” que para mí debe aportar una mascarilla, la cumple con creces. Además de los exfoliantes químicos (en este caso, enzima de calabaza y ácido alfahidróxido, aunque para este último no indica el porcentaje ni el pH del producto, ni en el envase ni en la web de la marca), contiene unos gránulos finitos de óxido de aluminio para masajear y refinar la superficie de la piel.

mascarilla exfoliante Peter Thomas Roth

Aqua, Cucurbita Pepo, Aluminum Oxide, Glycerin, Triethanolamine, Lactobacillus/Pumpkin Ferment Extract, Ascorbic Acid, Tocopherol, Retinyl Palmitate, Sodium Hyaluronate, Leuconostoc/Radish Root Ferment Filtrate, EDTA Edetate Discodium Dihydrate USP, Methyl Eugenol, Carbomer, Potassium Sorbate, Sodium Benzoate, Chlorphenesin, Phenoxyethanol. Ver análisis en CosDNA.

No obstante, a mí personalmente, como exfoliante no me aporta gran cosa. Probablemente este producto le sea más útil a alguien que tenga la piel más delicada y no tolere activos más fuertes ni exfoliantes mecánicos muy agresivos, pero a mi piel acostumbrada a los AHA y BHA, y mis exfoliaciones con azúcar una vez a la semana, le sabe a poco. Me deja la piel bastante suave y no mucho más, pero como opción exfoliante, prefiero otros productos; en mi caso, no veo ninguna diferencia entre usar esta mascarilla y no usarla.

Así que en total…

… ¿me ha gustado la experiencia? Sí. ¿Pagaría entonces los 50 y tantos € que pide la marca por la talla entera de estas mascarillas? Probablemente no, entre otras cosas, porque como dije antes, no soy muy mascarillera, y pienso que es posible encontrar productos que hagan lo mismo por un precio más sensato.

Además, tampoco me hace demasiada gracia el envase en bote, ya que lo más probable es que el contenido se me contamine, pierda efectividad o caduque antes de acabarlo; como ya dije, estos productos cunden un montón. Por casi 60 euracos que cuesta la talla real, ya podía PTR ponerse las pilas y envasar el producto en un tubo, botellita de pump, o algo así, para garantizar su longevidad.

Sin embargo, considerando todo lo anterior, sí me animaría a pillar otro kit de minitallas como éste la próxima vez que me apetezca darme sesiones de mascarillas; a este kit de mascarillas Peter Thomas Roth en conjunto le doy 4 puntos.

1 punto: ¡No! Nunca más, ni aunque me lo regalasen, o me pagasen para usarlo.

2 puntos: Dejé de usarlo tras el período de prueba y es muy improbable que lo compre otra vez. Podría ser justo lo que buscas, pero a mí personalmente no me sirve en absoluto.

3 puntos: Ni frío ni calor. Terminaré el envase que compré, pero dudo que repita. Podría ser justo lo que buscas, pero a mí no me ha servido de mucho.

4 puntos: Me gusta. Está bastante bien y cumple su función. Es posible que repita, si no encuentro algo que me guste más.

5 puntos: ¡Lo adoro! Cumple su función de maravilla, es un placer usarlo, y se ha ganado su sitio en mi rutina de belleza.

 

Guardar

Guardar

Guardar

Leave a Reply

6 Comments on "Set de mascarillas Peter Thomas Roth Mini Mask Magic"

¡Gracias por comentar!

Sort by:   newest | oldest | most voted
wpDiscuz